no cree en los 'boticarios'

larepublica.pe       

Ante Suecia, Perú mostró personalidad

Ya está lista la Selección

Publicado: 2018-06-09

Seguramente será el partido más útil para el proceso preparatorio previo al mundial. Y lo mejor sería lo oportuno de esta jornada pues la Selección termina convenciendo de su capacidad, esa tan pregonada por Gareca, de que "estamos listos para enfrentar en el mundial a cualquier equipo".

Es que necesitábamos un rival de las características de Suecia, seleccionado que tiene como su mejor carta de presentación el haber dejado fuera de la competencia a uno de los grandes del fútbol mundial, Italia. ¿Y por qué era tan importante? Porque, a pesar de haber clasificado en un medio tan competitivo como el sudamericano, hacía falta vernos hoy en día frente a un equipo europeo muy difícil por su juego y prestigio, como es el sueco.

Parece que la actuación frente a Suecia ha sido muy convincente porque mostró mejor que nunca un atributo tan importante como es la personalidad , para pisar  con autoridad una cancha en el Mundial de Rusia. Ahora si podemos creer en las palabras de Gareca.

De aquí al día del debut frente a Dinamarca, habrá que pulir algunos detalles en los entrenamientos, como soltar la pelota con más rapidez pero cuidando que las entregas sean certeras. El juego bonito peruano necesita de esa precisión para incrementar su eficiencia.

Y la otra exigencia tiene que trabajarse en el plano mental de los jugadores. Todos somos conscientes y hemos sido testigos de que la fuerza principal de nuestro seleccionado descansa en la cohesión del equipo. Ahora necesitamos de que cada uno, individualmente, se convenza de su calidad de crack, para poder observar a un equipo que funciona como una máquina que está integrada por once cracks de primera.

Si los jugadores se han percatado, o el DT se los ha comentado, gran parte del prestigio que ha alcanzado el cuadro nacional reposa en el respeto que despierta en el adversario. Pues bien, nuestros jugadores deben convencerse que ese respeto al equipo nace del respeto que le tienen a cada uno de sus integrantes por su real condición de crack.

Una vez que todo esto esté bien digerido, lo demás vendrá por añadidura, pero sin desconocer que en un partido de fútbol se enfrentan once contra once, y que el buen deportista sabe que tiene que respetar al rival. Respeto pero no miedo lleva a un enfrentamiento aguerrido, aplicado, pero con lealtad, como corresponde a colegas de oficio, y debe tender a dejar a un lado la obligación de ganarle a todos. Esto no puede ser obligatorio porque los otros vienen con la misma intención del triunfo. La afición en pleno no puede exigir triunfos como si fuera un decreto. Los jugadores deben buscarlos entregando todo de si, pero sabiendo que el día que nos toque dar un traspiés el mundo no se acaba, lo único que se puede acabar es una ilusión, pero vendrán otras futuras a suplirlas. Los seleccionados no deben jugar con una presión infernal que termine por anularlos a si mismos.

Frente a Suecia el rendimiento fue parejo, al punto que se hace difícil hacer un ranking de los jugadores. Con pequeños altibajos por errores que no tuvieron consecuencias, prácticamente todos actuaron dentro de un puntaje similar, y si hubiera que destacar a alguno, y con las divergencias del caso justamente porque todos cumplieron casi en igual medida, me permito destacar a dos, más como un mensaje de respaldo y aliento que como una distinción respecto al resto del equipo: Esos dos son Christian Ramos y Christian Cueva, es decir los Christians del equipo.

Solamente esperar que Cueva morigere su genio, porque no puede estar empalándosele todo el tiempo a los árbitros. Te van a tirar ojo, chato, cuidado.



Escrito por

Julio Andre Checa

Cambiar es lo que necesitamos con urgencia. Aceptemos el cambio apoyándolo y promoviéndolo. Poco o mucho, como corresponda, pero cambiemos


Publicado en

Rigor y monerías

Análisis y comentarios con énfasis en temas políticos, culturales, deportivos y del día a día.