el momento del ego

CLARIN           

Ahora a apoyarlo sin intromisión ni exigencias

La plena confianza se la ha ganado a pulso

Publicado: 2018-08-14

Ricardo Gareca renovó. Eso era lo que anhelaba la afición, entendiendo que la gran faena que cumplió para llevar a la selección a Rusia no puede quedarse solo con ese gran objetivo alcanzado, porque la continuación de la tarea permitirá augurar nuevos logros que, con seguridad, habrán de superar al primero.

Ya no hay tiempo ni motivos para críticas desquiciadas como aquellas que tuvo que soportar estoicamente en su primera experiencia. Ya demostró que sabe lo que hace y la confianza se la ha ganado bien. Aquellos que fungen de comentaristas expertos bien respaldados deben terminar con sus insinuaciones malévolas que solo sirven para poner piedras en el camino, no del propio Gareca sino de nuestra selección.

En ese entendido, y sin dirigirnos a ellos cuyas motivaciones son egoístas y atrevidas, sino a los verdaderos aficionados que muchas veces pecan por su excesiva impaciencia y escaso optimismo, tenemos que acotar que en los partidos de ensayos, y con mayor razón cuando los rivales son de gran calibre como los que vamos a enfrentar dentro de muy poco, lo importante para el entrenador es recoger impresiones y experiencia acerca de su propio plantel, con miras a empezar su nuevo trabajo de ajustes para ir poniendo a punto  el equipo que será el encargado de seguir reverdeciendo laureles en sus siguientes confrontaciones oficiales.

De modo que si tenemos que enfrentar resultados inesperados o incluso catastróficos, hay que tener paciencia y mantener la expectativa al tope. Recordemos, por ejemplo, la paliza que sufrió Argentina ante España antes del mundial de Rusia. Y sin embargo perdió ajustadamente por 4 a 3 ante el campeón del mundo. También está el caso de Croacia que perdió su amistoso con Perú, pero llegó a la disputa del título. Otro resultado ominoso fue el del Brasil en el anterior mundial goleado por Alemania: Alemania fue eliminado en Rusia en  primera vuelta mientras que Brasil se mostró muy fuerte y fue ajustada y quizá injustamente eliminado.

O sea, afición, que el mundo no se acaba cuando a tu equipo le endilgan una goleada inesperada, en cualquier momento y en cualquier compromiso. Al querido Muni le acaba de meter la San Martín un rotundo e inesperado 6 a 1, y el mundo sigue andando. Así es el fútbol, primo, así es el fútbol y cuando sucede algo así, simplemente borrón y cuenta nueva....

¡¡¡VAMOS PERÚ, CARAJO...!!!


Escrito por

Julio Andre Checa

Cambiar es lo que necesitamos con urgencia. Aceptemos el cambio apoyándolo y promoviéndolo. Poco o mucho, como corresponda, pero cambiemos


Publicado en

Rigor y monerías

Análisis y comentarios con énfasis en temas políticos, culturales, deportivos y del día a día.