¡lluvia de millones!

El "mal" ejemplo de el Perú

Loa países vecinos están entusiasmados con lo que pasa acá

Publicado: 2019-10-28

Es patético por todo lo que nos ha costado, pero resulta hasta gracioso que nuestros vecinos terminen escogiendo a nuestro país como paradigmático por sus grandes avances en la lucha contra la corrupción.

Es que no deja de asombrar a tirios y troyanos que el Perú tenga un ex-presidente preso, otro que cumplió prisión preventiva junto con su mujer, otro más que tuvo que renunciar y ahora tiene prisión domiciliaria, a otro se le tiene en proceso de extradición y, el colmo, uno se auto eliminó abrumado por el dedo acusador de la justicia.

Y por si todo eso fuera poco, la lideresa de la agrupación política más numerosa en el Congreso Nacional también está en cana, así como fiscales, jueces, alcaldes, ex presidentes regionales y muchos otros políticos, empresarios y ciudadanos de diversa extracción social y económica. Frente a esta égida moralizadora no hay como mantenerse impertérrito, sobre todo porque nosotros los peruanos sabemos que no ha sido gratis, ha costado y está costando mucho trabajo, tiempo y dinero, pero la indignación social está siendo satisfecha.

Lo que pasa es que desde afuera no se han vivido los momentos, tensiones y presiones que hemos vivido los habitantes de este país, tanto los indignados por la corrupción como los corruptos por la persecución. Y si se trata de encontrar el meollo de este fenómeno que los ajenos lo ven como cuasi milagroso, nosotros los peruanos bien podemos ensayar una explicación: Es posible que la experiencia que nuestra patria ha tenido tanto con la época terrorista como con la corrupción del fujimorismo montesinista, así como con el aprismo alanisna, nos haya preparado física y anímicamente para enfrentar este tipo de confrontaciones socio-político-económicas de una manera sabia, como quien transita por un camino ya conocido y sabe de las estrategias necesarias para triunfar sin hacer mucho aspaviento.

Obviamente una cruzada correctiva del tipo en que nosotros nos hallamos inmersos, si no despliega manifestaciones multitudinarias como en Chile, pero consigue cambios increíbles ante una aparente apatía ciudadana que no ha sido tal, porque la guerra se ha desenvuelto en los campos informáticos, investigatorios, judiciales, policiales y sobre todo en las redes sociales, despierta si o si una admiración acendrada en aquellos que sienten que su lucha es casi salvaje. Por lo tanto, ...¡¡gol peruanoooo!!


Escrito por

Julio Andre Checa

Cambiar es lo que necesitamos con urgencia. Aceptemos el cambio apoyándolo y promoviéndolo. Poco o mucho, como corresponda, pero cambiemos


Publicado en

Rigor y monerías

Análisis y comentarios con énfasis en temas políticos, culturales, deportivos y del día a día.